“Desde el primer momento nos adaptamos a las nuevas tendencias, pero la esencia de Calzados Vaquero sigue siendo la misma que cuando abrió hace 60 años.”

DSC_2717
Share on facebook
Compartir en Facebook
Share on twitter
Compartir en Twitter
Share on email
Email

Maider Ferreira Vaquero, propietaria de Calzados Vaquero junto a su hermana Itxasne y su madre Isidra, ha conseguido el Premio a la Creatividad Comercial y nos habla de la trayectoria de la tienda, los cambios generacionales y cómo se han adaptado a los nuevos tiempos sin perder la esencia. 

¿Quiénes empezaron con Calzados vaquero y quienes vinieron después? 

  • La tienda se abrió en 1959, justo el año pasado cumplió 60 años, y la abrieron nuestros abuelos: Julián Vaquero y María Martín. Y, después, cuando se jubilaron, cogieron la tienda mis tíos Antonio e Itxaso Vaquero Martín, los dos hermanos. Llevaban la tienda entre los dos, pero quien estaba más al frente y era la cara visible fue Itxaso. Y ahí también empezó a trabajar en la tienda Montserrat Plampliega, la dependiente que sigue al frente de la tienda hasta hoy en día. Y, finalmente, hace dos años empezó a trabajar una segunda dependienta: Marian Martín.  

Esas son las caras visibles de la tienda, pero ¿Quiénes sois los propietarios? 

  • Mi madre, Isidra Vaquero, que como buena Vaquero se ha criado entre calzados, mi hermana Itxasne y yo, Maider Ferreira Vaquero. Estamos en Barcelona por lo que no trabajamos directamente en la tienda y, como he dicho antes, las que llevan la tienda son Montse y Marian. Y la verdad que estamos muy contentas con el equipo que tenemos, son mujeres con muchísima experiencia, ya que Montse lleva toda la vida en la tienda y Marian también viene del sector, y captaron muy rápido la esencia de Calzados Vaquero. 

¿La tienda ha estado siempre ubicada en las Galerías Comerciales? 

  • Sí, en estos 60 años siempre ha sido la misma. De hecho, la fachada sigue siendo la misma y lo único que se ha cambiado es el interior. La esencia de Calzados Vaquero sigue siendo la misma que tenía cuando se abrió hace 60 años. 

¿Y cómo decidisteis tu hermana y tu llevar el negocio? Viviendo en Barcelona y teniendo otros trabajos no habrá sido sencillo. 

  • Lo que más nos movió fue el tema sentimental, ya que la tienda siempre ha sido parte de la familia. Nosotras cuando nacimos ya estaba la tienda ahí, primero con nuestros abuelos, luego con nuestros tíos y, cuando supimos que nuestra tía no continuaba con la tienda por jubilación, se nos pasó por la cabeza la idea de continuar y en pocos meses, la verdad que fue todo muy rápido, pues la idea se convirtió en una realidad. Se nos hacía muy raro en pensar en ir a Irun y que no estuviera Calzados Vaquero, es una tienda mítica y se nos hacía muy raro. Para nosotras es una gran responsabilidad continuar con el legado de nuestros abuelos, que trabajaron y lucharon muchísimo. De hecho, la familia ha vivido todos estos años de su pequeño gran proyecto.  Y lo llevamos con mucha ilusión y, sobre todo, mucha pasión y respeto. Lo hacemos en su memoria. 

Habéis conseguido mantener la esencia, pero, a la vez, con los tiempos que corren habéis tenido que hacer otros cambios ¿qué cambios habéis hecho? 

  • Principalmente lo que hicimos en un primer momento fue añadir nuevas marcas de zapatos y darle un estilo más actual al negocio. En sus inicios, durante muchos años, sí que es verdad que era una tienda que tenía calzado para todas las edades: desde niños hasta gente más mayor. Poco a poco se fue eliminando la parte para niños y quizás un poco la parte joven y se quedó con un concepto de calzado de calidad, pero enfocado más al confort. Nosotras cuando decimos continuar con el proyecto, decidimos mantener la idea de un calzado de calidad y de confort, que es lo que caracteriza a Calzados Vaquero, y sin renunciar a esto quisimos meter un estilo más de tendencias y moda con el objetivo de ampliar nuestro público objetivo. Así hemos podido llegar más a gente de 25-30 años, que es nuestra idea. Aunque lo más importante siempre ha sido mantener la calidad de nuestros productos, siempre buscamos calzado de piel y que sea de calidad, principalmente nacional. Y en la actualidad, estamos haciendo ya cambios para poder ofrecer venta online, que hacía tiempo que lo teníamos en mente. 

También se os ve muy activas en Redes Sociales ¿para que os han servido? 

  • Pues desde el primer momento que cogimos la tienda ya empezamos con las Redes Sociales, un mes o dos después de abrir empezamos a dar más visibilidad a la tienda. Nos fue de gran ayuda para darnos a conocer entre nuestro público objetivo, ya que habíamos empezado con un nuevo tipo de calzado y modelos que quizá no era el que la gente estaba acostumbrada a ver en la tienda y queríamos darle esa visibilidad y que la gente viera que estábamos haciendo esos cambios. En ese momento también decidimos hacer la web www.calzadosvaquero.com con el mismo objetivo.  

¿Qué cambios habéis introducido en la web? 

  • Durante la pandemia introducimos el catálogo de los zapatos que tenemos con sus fotos para que la gente pudiera verlos y reservar y ahora el último paso que estamos preparando es la venta online que esperamos poder lanzarla a finales de diciembre o principios de enero ya que la tendencia de compra de los clientes ha cambiado y cada vez compra más por Internet. Nuestro principal punto de venta es la tienda física y queremos que así siga siendo porque además creo que una de las cosas que más nos caracteriza es el servicio que ofrecemos, intentamos que se aun servicio próximo y cercano y eso no lo queremos perder. Por lo tanto, la venta online va a ser un complemento a la tienda física. 

¿Habéis pensado en vender a través de Redes Sociales o WhatsApp? 

  • Sí, estamos ahora introduciendo venta a través de Instagram y Facebook y por WhatsApp ya empezamos a hacer en la pandemia al tener el catálogo online. Estas acciones irán un poco de la mano con la venta online que estamos preparando a través de la web.  

¿Habéis notado cambios en la clientela los últimos años? 

  • Sí, ahora la gente es mucho más exigente a la hora de comprar unos zapatos, supongo que también porque hay más opciones de las que había antiguamente. También han cambiado mucho las tendencias de venta, pero lo que sí que hemos notado es que, desde la pandemia, la gente se ha volcado muchísimo en apoyar al pequeño comercio local y la verdad es que se agradece mucho. Tenemos una clientela muy fija, la verdad es que tenemos muchos clientes que siguen viniendo desde la época de nuestros abuelos y es todo un orgullo, es un honor.  

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR
Aviso de cookies